Franceses siguen en las calles por reforma de pensiones

Para este jueves 23-Mar los franceses han convocado una nueva jornada de protesta contra la reforma de pensiones de Macron.


Francia vivirá este jueves una nueva jornada de protestas convocadas por los principales sindicatos del país contra la reforma de las pensiones promovida por el presidente Emmanuel Macron.

La jornada de manifestaciones sería la novena en poco más de dos meses contra la reforma y la primera tras su adopción por decreto defendida por el presidente Macron.

Los sindicatos se han mantenido en pie de lucha desde enero contra el retraso de la edad de jubilación de 62 a 64 años para 2030 y el adelanto a 2027 de la exigencia de cotizar 43 años para cobrar una pensión completa.

Desde los sindicatos han señalado que la movilización de este jueves resulta crucial para su capacidad de mantener las protestas y huelgas a la espera del visto bueno del Consejo Constitucional.

Según representantes de los principales sindicatos franceses, las manifestaciones contra la reforma del sistema de pensiones tienden a radicalizarse.

Puedes leer: EE.UU. apoya investigación contra corrupción en PDVSA

Sectores unidos

Los sindicatos anunciaron alrededor de un 50 por ciento de huelguistas en las escuelas. Señalaron que también podrían ser numerosos en el sector energético y en el transporte. En el metro de París, la central FO-RATP llamó a una “jornada negra”.

El líder del sindicato, CFDT, Laurent Berger, recordó que  94 por ciento  de los trabajadores rechazan la reforma jubilatoria, que no cuenta con una mayoría en la Asamblea Nacional (…) y que la calle rechaza masivamente desde hace más de dos meses y medio”.

Medios franceses han reportado bloqueos de depósitos petroleros, puertos, carreteras y universidades, entre otros.

Respuesta del Gobierno

La Policía Francesa anunció que desplegará este jueves alrededor 12.000 agentes por todo el país, de los cuales 5.000  serán en la ciudad de Paris.

La intervención de Macron el miércoles, defendiendo su reforma de las pensiones y asumiendo el precio político parece haber calentado más los ánimos, al menos de los que siguen dispuestos a continuar las protestas.

Con información de TeleSUR